Banner
Banner
Banner
Home Nuestro Mundo Educación “Mamá, no te entiendo, háblame en Español”
Jueves, 20 Agosto 2015 21:44

“Mamá, no te entiendo, háblame en Español”

  Por Cloudya Esther
Valora este artículo
(1 Voto)

En este articulo analizaremos los motivos por los que muchos padres ignoran la importancia de enseñarle o dedicarle más tiempo para que sus hijos hablen el castellano como segunda lengua. Las ventajas que le brinda a cualquier persona esta habilidad es incalculable y siempre será apreciada en el futuro, independientemente de cual sea el trabajo o carrera elegidos en los EE.UU.

Padres en todo el mundo invierten miles de dólares en la educación de sus hijos para que estos hablen idiomas diferentes al suyo. En cambio a diario vemos a padres que no insisten en hablarles a sus hijos en su lengua natal y olvidamos por ser prácticos y cómodos la real importancia de nuestro idioma. El español es la lengua más hablada en EEUU después del inglés.

Los EE.UU., con 37,9 millones de hispanoparlantes, según un estudio hecho en el 2011 por “The Pew Hispanic Center” sobre los idiomas que se hablan en Estados Unidos, el español supera a otros idiomas distintos al inglés como chino (2,8 millones), hindi y otras lenguas indias (2,2 millones), francés o creole (2,1 millones) y tagalo, proveniente de Filipinas y el sureste asiático (1,7 millones).

De acuerdo al estudio Pew para el 2060 los hispanos representarán casi la mitad de la población de este país y es nuestro deber el asegurarnos que nuestros hijos se beneficien de ser parte de esta minoría tan poderosa en este país al asegurarnos que hablen la lengua de Cervantes, tan bien como el Inglés. No perdamos la oportunidad de heredarles a nuestros hijos este, como el más auténtico legado.

Cuales son los motivos por lo cuales los padres no les hablan en español a sus hijos:

• Piensan que si los niños aprenden dos lenguas a la misma vez, se van a confundir y eso afectara su educación.

• Si hablan español no van a ser considerados un Estadounidense de primera aún hablando un perfecto Inglés.

• Los hijos son sus traductores y profesores de inglés. Piensan que los niños sólo deben concentrarse en mejorar su inglés.

• Como hablan en Inglés todo el día en el trabajo les cuesta cambiar a Español en el hogar.

• Quieren verse como los padres “con onda” en frente a sus hijos y otros adultos.

• Quieren practicar su inglés con sus hijos ya que no lo hablan en el trabajo.

Daños y perjuicios por no hablarle en nuestra lengua materna a los hijos:

Al tratar de comunicarnos en un idioma que no es nuestra lengua nativa, se pierde parte importante de la comunicación ya que nada sustituye a la lengua madre, y considerando que estamos formando a estas pequeñas personas, lo más cercanos que los tengamos y los más claro que sea nuestro mensaje, mejor se lo trasmitiremos.

Al tratar de aprender inglés con los más chicos, nos olvidamos que la capacidad intelectual y de su vocabulario va de acuerdo a su edad, por lo cual no se transfiere al adulto adecuadamente. Como padres, nuestro trabajo es enseñar y guiar a los más chicos. Los niños no pueden ni tienen la capacidad, paciencia ni conocimiento como para poder enseñar una lengua a personas adultas. Nosotros, los padres, debemos y podemos inculcarles con orgullo todo aquello que los ayuden a avanzar y a desarrollarse como personas exitosas en la vida y nuestra lengua y cultura es nuestra identidad y por lo tanto será la de ellos también.

Al buscar ser percibidos como los padres “cool”, perdemos la perspectiva de nuestro rol en la vida de los niños; no deberíamos buscar que nos perciban como iguales sino que nos respeten como modelos a seguir.

Al solo enseñarles la lengua del país que nos adopto, los aislamos del resto de la familia y los obligamos a estar solos en este mundo, como cuando nosotros emigramos. Negándoles el conocimiento de la lengua que habla su familia en el país de origen, los dejamos huérfanos de primos, tíos y abuelos.

Al no utilizar la lengua madre en la diaria, esta suele salir cuando los chicos nos sacan de quicio y los regañamos, lo cual genera un rechazo al Español de parte de los niños, ya que lo identifican con la represión y los gritos.

Sin lugar a dudas que enseñar, repetir y explicar las palabras, expresiones y modismos de una lengua no es tarea fácil, pero ese sacrificio vale la pena si se tienen en cuenta los beneficios que esta habilidad le otorgara al desarrollo de sus hijos.

A continuación hemos listado algunos puntos importantes:

Cuánto más rico es su español, mas rico será su inglés porque trataran de expresarse en ambas lenguas con el mismo vocabulario extenso y descriptivo, en lugar de usar palabras simples y genéricas como el uso constante de la muletilla “like” utilizada frecuentemente por los adolescentes cuando se quedan sin adjetivo, entre muchos otros.

El hablar más de una lengua les permitirá comunicarse con más gente y otras culturas ya sea durante viajes, conociendo personas en la universidad o en la vida diaria, entendiendo como funciona el mundo, sus alrededores y se les abrirá más puertas.

La multiplicidad de lenguas, en este caso aprendidas desde la infancia, es una habilidad muy bien compensada en el ámbito profesional que los posicionara en ventaja sobre aquellos que hablen una segunda lengua aprendida en la escuela secundario y/o universidad.

Como último punto de reflexión, imagínense que su hijo/a sea candidato a la presidencia de los Estados Unidos; cree usted que el no hablar Español le ayudara a ganar las elecciones?

Abramos el dialogo racional sobre el tema sin pasiones sino con el amor que se merecen aquellas personitas que lo son todo para nosotros.

Leído 1285 veces
Banner
Banner
Banner


Acceso al Sistema

Banner